5 Pasos en las conversaciones colaborativas.jpg

 

Veo muy pertinente la pregunta planteada en la última entrada de este blog por María ¿cómo hemos de conversar e interactuar dentro de SoL …? Cómo conversar es una pregunta central en cualquier organización, red o comunidad. El valor que creamos, lo que aportamos, viene determinado por la manera en que conversamos. Y me siento siempre aprendiz al respecto: cuando creo que he aprendido algo, me descubro en medio de la confusión y el conflicto. Entonces hay que volver a los fundamentos, que se reflejan en lo que podríamos llamar simplemente conversaciones colaborativas.  

Ken Homer, miembro histórico de SoL Norteamérica, ha trabajado ampliamente las conversaciones colaborativas, y las describe de manera sencilla y práctica. Sería aquellas que nos permiten a las personas conectarnos mediante un conjunto de habilidades para escuchar de forma intuitiva, y que aportan un mapa claro de conversación que conduce a la acción efectiva. Las conversaciones colaborativas nos estimulan a cada uno a asumir responsabilidades por lo que creamos conjuntamente. Aquello sobre lo que hablamos (contenido) es importante, pero donde reside el verdadero trabajo es en la manera cómo hablamos entre nosotros (continente). Crear las condiciones para que se produzca el compromiso en la exploración de asuntos complejos que nos desafían requiere diseñar conversaciones que:

  • Favorecen la confianza y la responsabilidad entre las partes implicadas
  • Estimulan y apoyan la diversidad de perspectivas y formas de pensar
  • Emplean la divergencia y el disenso para abrir nuevas posibilidades
  • Centran la atención sobre lo que estamos creando cuando estamos juntos
  • Se orientan en torno a cuestiones que conectan e impactan nuestras vidas

Son varios los pasos o conversaciones que necesitamos articular, en una secuencia de iteraciones continuas y bucles que se realimentan. Podemos destacar cinco etapas o tipos de conversaciones:

  1. Compartir significados. Poner en común las ideas, preguntas, preocupaciones y metas. Necesitamos comprender desde dónde hablamos cada uno
  2. Explorar posibilidades. Se puede contribuir a ello ampliando perspectivas o explorando escenarios potenciales
  3. Converger. Elegir puntos sobre los que existe un interés para construir desde la acción común y centrarse en ellos
  4. Conversación sobre posibles acciones, próximos pasos que nos lleven en una dirección deseada por todos.
  5. Reflexionar y aprender. Compartir las acciones realizadas, lo que hemos descubierto en ellas, dónde estamos ahora, y reiniciar los pasos anteriores.

Mi presencia en SoL tiene que ver con la búsqueda de conversaciones colaborativas auténticas. Es en el contexto de esta red donde he cultivado conversaciones inspiradoras, de calidad, de las que te permiten conectar con el futuro que emerge. Y siempre es más un camino que un destino.

Javier Ruiz

Miembro de SoL España

Investigador en TECNALIA