banqueta 2.jpeg

En la revisión de 2006 de su libro fundamental: “La quinta disciplina (1990)”, Peter Senge proponía  una nueva manera de presentar sus famosas 5 disciplinas.  Se inspiraba para ello  en una carta recibida de Edward Deming, creador del “Total Quality Managment” en la que éste manifestaba:

Nuestro sistema de gestión prevalente ha destruido a nuestra gente. La gente nace con una motivación intrínseca, auto respeto, dignidad, curiosidad para aprender, disfrute aprendiendo. Las fuerzas destructivas comienzan con los bebes – un premio para el mejor disfraz de Halloween, notas y condecoraciones en el colegio hasta la universidad. En el trabajo, personas, equipos y divisiones se clasifican, premios para los de arriba, castigos para los de abajo. La Dirección por Objetivos, las cuotas, las pagas de incentivos, los planes de negocio.. todo ello causa un daño adicional desconocido y desconocible.”

 

La tarea fundamental, para Deming era la transformación de éste sistema de gestión prevalente que requería de un conocimiento profundo tres de cuyos elementos eran: “entender un sistema”,  “teoría del conocimiento” (importancia de los modelos mentales) y “psicología” (especialmente motivación intrínseca).

Estos elementos del “conocimiento profundo” de Deming encajaban perfectamente con una nueva presentación de las 5 disciplinas muy acertado a mi juicio porque daba al conjunto más estructura.  En este nuevo enfoque, las 5 disciplinas representan enfoques (teorías y métodos) para desarrollar 3 capacidades de aprendizaje básicas: promover la aspiración, desarrollar conversaciones reflexivas y entender la complejidad. Teniendo en cuenta que las unidades de aprendizaje fundamentales en una organización son los equipos de trabajo (personas que se necesitan unas a otras para producir un resultado) se decidió llamarlas “capacidades básicas de aprendizaje de un equipo” y representarlas simbólicamente como una banqueta de tres patas para mostrar visualmente la importancia de cada una, la banqueta no se sostendría si faltara cualquiera de las tres.

Peter Senge identifica los siguientes 8 elementos fundamentales que constituyen el sistema prevalente de gestión de Deming:

·      Gestión por mediciones (enfoque en corto plazo, devaluación de lo intangible)

·      Culturas basadas en la conformidad (agradar al jefe, gestionar por el miedo)

·      Gestionar resultados (los jefes establecen metas los subordinados son responsables de cumplirlas, aunque no sea posible)

·      “Respuestas correctas” vs. “respuestas incorrectas”  (se enfatiza la respuesta técnica y se descartan los problemas sistémicos).

·      Uniformidad. (la diversidad es un problema a resolver, se suprime el conflicto con acuerdos superficiales).

·      Predecible y controlable (gestionar es controlar, la “santa trinidad de la gestión” es planificar, organizar y controlar.

·      Competencia y desconfianza excesivas: (la competición entre las personas es esencial para alcanzar los resultados,  sin competición no hay innovación)

·      Pérdida del todo (fragmentación, la innovación local no se propaga)

Más tarde, con la Teoría U desarrollada por Otto Scharmer colaborador de Peter Senge, se planteó un nuevo enfoque, en la misma línea de las 5 disciplinas, pero más estructurado y orientado a la consciencia y la acción.